English Version  en

Desarrollo Territorial

En el seno de la comunidad vinculada al Desarrollo, se ha venido generando una confusión que vale la pena aclarar como punto de partida, Desarrollo Territorial NO es lo mismo que Desarrollo Local, lo Local (Barrio, Aldea, Microcuenca, Ciudad, etc.) es un nivel, podríamos decir que el nivel más básico del sistema territorial; por otro lado, es importante establecer que lo local es además relativo como nivel territorial, dependiendo esta relatividad del nivel desde el cual se este observando, una microcuenca por ejemplo, es lo local si se observa desde la subcuenca, la sub cuenca es lo local si se observa desde la cuenca y la cuenca se convierte en local si se observa desde el país, Honduras misma puede convertirse en lo local si se observa desde Centroamérica. Por último, y si somos buenos observadores, nos daremos cuenta de que es en el territorio, en cualquiera de sus distintos niveles donde se encuentran e interactúan los distintos sectores o dimensiones (Ambiental, Social y Económica) del Desarrollo, y que es precisamente, esta interacción, la que otorga al territorio su condición de sistema abierto y complejo.

Sirva lo anterior para aclarar, que lo territorial no puede ser un nivel o una dimensión del desarrollo, sino más bien una concepción, un método de comprensión y abordaje, una filosofía del desarrollo. Parafraseando a Boissier podríamos afirmar que “….el Desarrollo Territorial, es un estado o condición de bienestar comunitario, que emerge de un sistema territorial altamente sinergizado, articulado y/o alineado en una dirección consensuada…”

Este capital sinergetico, que tiene como función estratégica la identificación, valoración y articulación de los demás capitales territoriales debe ser cuidadosamente considerado en todos los procesos de gestión del Desarrollo con el propósito de facilitar y profundizar el impacto y la sostenibilidad de los mismos. Ahora bien, como es posible que los capitales o dimensiones territoriales, se articulen, se pongan de acuerdo y se complementen entre sí….podríamos entonces preguntarnos, ¿Como y donde se encuentran un área protegida y una maquila ?… ¿Cómo se alinean un barrio y una fuente productora de agua?

Es en este momento donde entran en juego los actores o instituciones territoriales. Cada uno de los capitales o dimensiones del desarrollo, construyen y consolidan instancias o mecanismos que representan sus intereses en los procesos de gestión. Estos mecanismos o estructuras sociopolíticas que representan a los sectores y a los niveles básicos, necesitan urgentemente, si pretenden comprender y abordar el Sistema territorial con alguna opción de éxito, articularse en plataformas multi-nivel y multisectorial para la gestión del desarrollo en sus territorios de actuación.

Esta Plataforma o figura articuladora e integradora, llamada por Francisco Alburquerque, “Coalición Social Transformadora”, se constituye en la herramienta sine qua non del desarrollo territorial Sostenible. Como ejemplo muy simplificado de esta figura, símbolo del capital sinergetico, podríamos tomar el caso de una aldea cualquiera en nuestro país en donde: Los intereses del Capital Natural los representa lo que llamamos en Honduras “La Junta de Agua”, los intereses del Capital Social los representa “El Patronato”, los intereses del Capital Económico los representa “La Caja Rural”, La Plataforma Sociopolítica de Gestión Territorial (Coalición Social Transformadora) para esta aldea, deberá incluir por lo tanto, representantes de, al menos estas tres instituciones preocupadas por el desarrollo local.

La plataforma de este ejemplo, se construye en el nivel territorial más básico del Sistema y por lo tanto mucho más simple de abordar, en este caso una aldea, mismo que deberá ir complejizándose al elevar su nivel de asociatividad con los demás organismos de su mismo nivel, pero además de los niveles superiores en la cuenca, o la región, o el departamento, o la mancomunidad correspondiente, según sea el caso.
Con lo anterior podemos darnos cuenta de que la tarea del desarrollo territorial de convierte en un desafío altamente complejo, y que por consiguiente requiere de un abordaje sistémico o sea integral, holístico, multidimensional.
El Desarrollo territorial, como una de las cuatro áreas fundamentales de trabajo de la Fundación Vida, requiere, en consonancia con las tendencias más claras y progresistas de la comunidad vinculada al Desarrollo Sostenible de avanzar en la construcción participativa de una familia articulada de políticas que orienten los procesos y las acciones en cuatro líneas estratégicas fundamentales:

  • Política de descentralización y gobernanza del territorio
  • Política de gestión ambiental
  • Política de desarrollo económico local
  • Política de desarrollo social